FINCA ALMODÓVAR

Los ingleses no toman la cerveza fría. Está claro que no apetece tomarse nada que no sea caliente o templado si las temperaturas  son bajas. Pero aquí, en Málaga, en verano la cerveza hay que tomarla fría, fría. fría.

Llegas a la Finca Almodóvar y en el cocktail de la boda de Amalia y Rafa encuentras un zona amplia, rodeada de vegetación y con diferentes puestos de comida y bebida. Unos de ellos, el de los botellines de cerveza llama la atención. Dentro de unos cubos de zinc y sumergidos en hielo hay botellines de cerveza Victoria, de los de toda la vida, helados. Te puedes imaginar las caras de satisfacción de la gente disfrutando de algo tan sencillo pero que se convierte en algo increiblemente excepcional.

Alejandra Catering se ha hecho cargo de la organización del evento y todo sale genial. Así me lo cuentan luego Amalia y Rafa elogiando a Carlos Luque, que ha estado pendiente de todos los detalles.

De algo que genera tanta ilusión como es una boda deben encargarse personas que sientan verdadera pasión por lo que hacen.

Para el almuerzo o cena tienes a tu disposición un carpa amplia que permite que los invitados se sientan bastante cómodos. La decoración es muy elegante y está muy bien integrada con el entorno campestre: césped, árboles, plena naturaleza.

No es un ambiente opresivo, todo lo contrario. Al ser un espacio tan abierto y diáfano y estar rodeado de un entorno natural se respira un ambiente muy relajado entre los invitados.

Tanto es así que cuesta trabajo llevarse a los amigos y familiares a la discoteca, que está en un  edificio separado.

¡Qué paciencia tiene que derrochar el personal para rogar amablemente a los últimos rezagados que se vayan a la discoteca porque los novios no pueden llegar hasta que esté todo el mundo!

 

Que la fiesta sea en una discoteca tiene dos ventajas: por una parte la gente cambia de ambiente y eso hace en parte que no decáiga la fiesta ; y por otra parte creo que sigue habiendo un encanto especial en la combinación de varios elementos como una luz tenue, música a toda pastilla, risas,… Es una mezcla que transmite que la gente se lo está pasando bien y está disfrutando el día de vuestra boda hasta el final.

Te podrían interesar: