¿FOTOS DE BODA NATURALES, POSADAS, OFICIALES…?

EMISOR-RECEPTOR-CANAL-CÓDIGO

El que más o el que menos, todos recordamos estos términos de las clases de Lengua. Es lo que hace falta para que haya una comunicación. Cuando hablo con los novios solemos hablar el mismo idioma, el mismo código. Pero a veces detecto que hay confusión a la hora de darle un sentido a ciertas palabras. Es normal que en cada mundillo las palabras puedan tener un sentido diferente del habitual.Por eso me gustaría aclarar algunos términos que se emplean mucho referidos a la fotografía de bodas.

 

Está claro, de todas formas, que no me las voy a dar de listo ni de lingúista. No pretendo explicar a nadie el significado de unas palabras de un idioma que manejan igual que yo.No voy a sentar Cátedra, ni aquí ni en Pekín. Lo que pasa es que veo que se mezclan conceptos, significando fotos naturales una cosa para una persona y otra cosa distinta para otra. Lo mismo con las fotos posadas.

Vamos en entrar en materia con el primer término: fotos posadas.

Hay una cosa que tienen muy clara la mayoría de las parejas que vienen a mis estudio : no quieren la típica foto de boda con los novios colocados de una manera superestudiada, hierática y poco natural, que además suele ser cursi y provoca incluso vergüenza ajena. Yo creo que no tengo ningua foto hecha por mi que pueda poner como ejemplo ni tampoco voy a poner una foto de otro fotógrafo de Málaga  por respeto (y porque me vaya a costar un disgusto).Pero podría ser una parecida a estas hechas por unos rusos:

Según la RAE posar es: –Permanecer en determinada postura para retratarse o para servir de modelo a un pintor o escultor.

Se puede hacer esto de una forma ridícula y hasta grotesta y se puede hacer de una forma natural. Con lo que en sí posar no debe implicar nada peyorativo.

Por otra parte no hay que confundir fotos posadas con las llamémoles así fotos oficiales, que son las fotos de pareja y de grupo que pienso que no deben faltar.

Dejadme poner tres ejemplos con la misma pareja:

Esta sería para mi una foto posada oficial, la típica que se hace en el  lugar de la ceremonía y con la postura algo rígida. Suele gustarle a las madres, sobre todo si son mayores, para ponerlas en un marco de plata en el salón.

Esta siguiente es para mí una foto posada pero natural. La postura no es rígida, no están colocados de una forma antinatural sino que está simplemente apoyados como lo estarían en muchas situaciones de su vida cotidiana.

Y esta última sería para mí una foto natural espontánea. Yo no les he dicho cómo ponerse. Lo que he hecho es fotografiar un momento, algo que estaba pasando “de verdad “.

Personalmente es con el tipo de foto que más disfruto, con las que creo que identifican más mi trabajo.

Volviendo a las fotos oficiales, las principales son las de grupo. Son unas fotos muy pesadas de organizar porque la gente no está para disciplinas y tienes que tener mucha paciencia para orgnanizar los grupos.

Pero piensa que en una boda se reunen familiares que porbablemente vayan a tardar años en volver a juntarse. E incluso, trístemente, habará algunos que ya no estarán. Por lo tanto se pueden convertir en unos documentos, o pequeños tesoros, de un valor incalculabe. Sobre todo cuando pasen los años, que es cuando más se aprecia el valor documental de una fotografía.

 

Por supuesto que las fotos de grupo oficiales pueden ser superformales, informales o incluso caóticas.

Los importante, la prioridad, es que se aprecien bien las caras de todo el mundo. Y aquí está la dificultad, porque siempre hay una señora bajita que se esconde detrás de un señor alto y fornido como queriendo pasar desapercibida, y hay que decirle, con mucho tacto , que por favor se ponda delante para que la pueda ver bien.

Por último también podemos llamar fotos naturales a las que se van haciendo conforme se van desarrollando los acontecimientos para ir documentando los que va sucediendo, los distintos momentos.

De esta forma se van captando las emociones y sentimientos que se manifiestan de forma natural.

Es lo que se viene a llamar fotoperiodismo de bodas, donde no se interviene en los acontecimientos y se va buscando captar lo que Cartier-Bresson definió como el “momento decisivo”.

Por lo tanto, desde mi punto de vista, un reportaje de bodas puede llevar fotos oficiales, fotos naturales y fotos posadas sin que signifique que llevas fotos cursiles, catetas o grotestas.

Es probable que no estés de acuerdo conmigo.Me encantaría que me dejaras tu opinión y ver en qué podemos coincidir.

 

 

 

Te podrían interesar: